El Cheonggyecheon

Cheonggyecheon no es sólo una vía fluvial que atraviesa Seúl Es un símbolo de resistencia y modernidad. Este río artificial, de casi 11 kilómetros de longitud, serpentea por el corazón de la capital surcoreana, ofreciendo un remanso de paz lejos del bullicio de la ciudad. Restaurado y reabierto al público en 2005 tras décadas bajo una autopista, es ahora una de las principales atracciones de la ciudad, rica en historia, cultura y actividades variadas.

La fascinante historia de Cheonggyecheon

Cheonggyecheon es un sorprendente ejemplo de transformación urbana. Originalmente un curso de agua natural, el río fue cubierto progresivamente durante las décadas de 1950 y 1960 para dar paso a infraestructuras viarias, en respuesta a la rápida expansión de la ciudad y el aumento del tráfico. No fue hasta principios de la década de 2000 cuando el Gobierno de Seúl inició un ambicioso proyecto de restauración destinado a devolver al río su forma original como parte de un vasto programa de regeneración urbana.

Este proyecto de renaturalización, que costó más de 900 millones de dólares, no sólo ha devuelto la vida al río, sino que ha transformado los distritos adyacentes en zonas peatonales muy populares entre lugareños y turistas. La historia de Cheonggyecheon es un testimonio de la capacidad de Seúl para combinar la conservación del patrimonio y la innovación urbana.

Qué hacer en Cheonggyecheon

Paseos y relajación El paseo por Cheonggyecheon es imprescindible para cualquiera que visite Seúl. Bordeado de pasarelas peatonales y jalonado por más de veinte puentes, ofrece un recorrido agradable y accesible para todos. Los visitantes pueden admirar las obras de arte público, los muros con cascadas y las fuentes que animan la ruta durante todo el año.

Eventos culturales y festivales Cheonggyecheon: Cheonggyecheon es escenario de numerosos actos culturales, sobre todo durante festivales tradicionales como el Festival de los Faroles de Seúl, en el que miles de farolillos iluminan el río, creando un espectáculo mágico.

Rutas recomendadas por el Cheonggyecheon

Si quiere descubrir el Cheonggyecheon, no hay mejor lugar para empezar que en el punto de partida del río, cerca de la plaza Gwanghwamuny seguir su curso hasta su desembocadura en el Río Han. Este itinerario le permitirá descubrir diferentes aspectos de Seúl, desde sus barrios históricos hasta sus zonas modernas.

  1. De Gwanghwamun a Dongdaemun Gyeongbokgung: Este tramo del paseo atraviesa varios distritos históricos y ofrece impresionantes vistas de lugares históricos como el palacio de Gyeongbokgung e Insa-dong, famoso por sus galerías de arte y tiendas de antigüedades.

  2. De Dongdaemun a Majang-dong Mercado de Majang: Continuando hacia el este, el paseo se vuelve más tranquilo. Los visitantes pueden descubrir el mercado de Majang, famoso por su carne y marisco frescos.

Principales lugares de interés en los alrededores de Cheonggyecheon

Mercado de Dongdaemun Dongdaemun: situado justo al lado de Cheonggyecheon, Dongdaemun es el mayor mercado textil de Asia. Es un paraíso para los compradores, ya que ofrece una impresionante variedad de ropa, joyas y accesorios.

Museo de Arte de Seúl El Museo Cheonggyecheon: este museo, situado no lejos de la fuente Cheonggyecheon, es una visita obligada para los amantes del arte contemporáneo. Sus exposiciones temporales y permanentes muestran a artistas coreanos e internacionales.

Palacio Gyeongbokgung Palacio de Cheonggyecheon: aunque está ligeramente apartado del curso del Cheonggyecheon, este palacio histórico es fácilmente accesible desde el río y ofrece una fascinante visión de la arquitectura y la historia coreanas.

Cheonggyecheon es una auténtica arteria de vida que atraviesa el corazón de Seúl y ofrece a residentes y visitantes un espacio único donde naturaleza y urbanismo coexisten en armonía. Este ejemplar proyecto de restauración no sólo ha revitalizado una zona de la ciudad antes descuidada, sino que ha servido de modelo para iniciativas similares en todo el mundo, demostrando el impacto positivo del desarrollo urbano sostenible.

 

El río Cheonggyecheon es accesible las 24 horas del día, pero las mejores horas para visitarlo son por la mañana temprano o a última hora de la tarde para evitar las multitudes. La noche es también un momento mágico para disfrutar de la iluminación de las linternas y las instalaciones de luz a lo largo del río.
Sí, en Cheonggyecheon se celebran diversos actos y festivales a lo largo del año. El Festival de Farolillos de Seúl, que suele celebrarse en noviembre, es especialmente popular. Los visitantes también pueden disfrutar de actuaciones artísticas, instalaciones temporales y mercados estacionales que se celebran regularmente a lo largo del río.
No, no está permitido bañarse en el Cheonggyecheon. El río está pensado para pasear y realizar actividades recreativas en sus orillas, pero el baño está prohibido por razones de seguridad y limpieza.
Sí, Cheonggyecheon es accesible para personas con movilidad reducida. Hay rampas y senderos en buen estado a lo largo del río, lo que permite un fácil acceso para todos.
No, el acceso a Cheonggyecheon es totalmente gratuito. Los visitantes pueden explorar el río y sus alrededores sin pagar entrada.
Se tarda entre dos y tres horas en recorrer los 11 kilómetros si se camina de forma continua.

¿Le ha gustado nuestro artículo?

No dude en suscribirse a nuestro boletín gratuito y libre de spam.

¿Dónde está Cheonggyecheon?

El Cheonggyecheon está situado en el corazón de Seúl, la capital de Corea del Sur. Este curso de agua artificial cruza el centro de la ciudad de oeste a este, comienza cerca de la plaza Gwanghwamun y desemboca en el río Han. La zona que rodea Cheonggyecheon es muy accesible, con muchas estaciones de metro cerca, lo que la convierte en un punto central fácil para residentes y visitantes de la ciudad.

Otras actividades en Seúl

Opiniones de coreanos traducidas

Korea Exploration se compromete a darte las opiniones reales de los lugareños, según Naver aquí están las opiniones traducidas:

Actividades similares